Si quieres sobrevivir, ¡diferénciate!

¡Diferénciate, la competencia es necesaria! Bajo este esquema, tus competidores te pueden ganar por llevar más tiempo en el mercado, por tener posicionamiento de marca o por contar con un pulmón financiero más fuerte que el tuyo.

 

En las distintas industrias se estandarizan procesos y es fácil hacer lo mismo que las demás empresas, así que, para sobresalir y diferenciarte, es necesario que ofrezcas soluciones que tengan una necesidad en el área o ramo en el que te desempeñas.

 

El ingenio puede compensar tu desventaja de recursos ante negocios del mismo giro.

 

Una forma de sobresalir cuando operas ante muchos competidores, es teniendo una estrategia de mercado. Antes de tomar decisiones o hacer cambios debes analizar el entorno en el que vas a operar; contemplando fechas importantes, eventos, expos y tendencias de mercado. Al aplicar variaciones, fija un tiempo suficiente para poder evaluar su impacto.

Un negocio puede diferenciar sus productos y servicios basándose en factores como el precio, la calidad, la conveniencia, la durabilidad y el servicio. La clave de la diferenciación está en el hecho de ofrecer puntos importantes que el cliente evalúa al momento de comprar o contratar.

 

Lee también: Consejos de bajo presupuesto para tu negocio.

 

Para realizar publicidad en nuestra revista, por favor ingresa en We Deliver Media Strategists.

    Leave Your Comment

    Your email address will not be published.*